El aporte de la tecnología en el campo de la medicina

28-08-2017 Ciencia y Tecnologia

Cuando el joven inventor Gino Tubaro mostró la mano hecha con la tecnología 3D, sin duda revolucionó el sector de la medicina. A partir de allí empezaron a surgir varios emprendedores que se abocaron a las prótesis y a dar respuesta a la gente que no podía costear una y encontraron en la tecnología 3D una forma económica y accesible de hacerlo.

En el campo de la odontología, las impresoras también han hecho un aporte importante. En sólo seis minutos es posible imprimir un diente exactamente igual al del paciente. También los avances son enormes en el caso de la audición: los audífonos personalizados y ajustables a cada oído son una revolución para las personas que padecen hipoacusia. Y también es vasto el desarrollo de auriculares que se ajustan a cada individuo.

Pero la impresión 3D incluso se hace fuerte a nivel nutricional, ya que hay impresoras que permiten "replicar alimentos" a medida de cada uno. Basta pensar en los que sufren enfermedades relacionadas con la comida, como celíacos diabéticos o personas hipertensas que no pueden comer con sal para imaginar las ventajas de incorporar esta máquina a la cocina y hacer alimentos pensados para uno.

Además de bajar los costos y asegurar un producto a medida de cada necesidad, la impresión 3D permite acortar los tiempos de espera. Y eso, en medicina, puede significar salvar vidas.